El Concurso de Paella Valenciana de Sueca continúa su periplo internacional que, concluirá, cabe recordar, el próximo 16 de septiembre en la localidad ribereña. Si el fin de semana pasado era el turno de Lima, Perú, que se estrenaba como sede, el certamen ha vuelto al continente europeo para aterrizar en el país vecino, Francia, concretamente en Blois, ciudad que, según recuerda la organización, acogerá la única semifinal europea de la 58 edición del concurso gastronómico impulsado por el Ayuntamiento de Sueca, y patrocinado por la Agencia Valenciana del Turismo de la Generalitat Valenciana y el Patronato Provincial de Turismo de la Diputación de Valencia, València Turisme.

La organización de Perú se volcó en la acogida a la delegación del concurso suecano. El equipo encabezado por Alex Cornejo, maestro paellero propietario de Paellas & Paellos y embajador de la paella valenciana en el país, congregó algunas de las marcas gastronómicas más prestigiosas vinculadas a la gastronomía nacional alrededor del acontecimiento que amenizó incluso la tuna de la universidad local, todo con la voluntad de reforzar los lazos de unión entre ambas culturas.

En esta primera edición, celebrada en el Parque de la Amistad de Surco, la competición en la que participaron un total de doce restaurantes, coronaba a Christian Vázquez y a su ayudante de cocina Teófilo Quiñones, en representación de Aramburú Matriz, como mejores paelleros de Perú en 2018.

El jurado internacional conformado por Christian Bravo, uno de los mayores referentes de la gastronomía peruana; Jesús Melero, coordinador del Concurs Internacional de Paella Valenciana de Sueca y Josep Cortell, en representación de OCGI SL (Organizadora de Concursos Gastronómicos Internacionales), premiaron también a Antonio Arigita por Las Paellas del Español, segundo clasificado y en tercer lugar, a Tito Chamorro, en representación de Olé Calé.

Cabe recordar que Aranburú Matriz estará presente en la final, como ganador de esta semifinal.

Ahora le toca el turno a la ciudad de Blois, elegida como anfitriona para la semifinal europea.

El acontecimiento, organizado por ACIP (Asociación del Concurso Internacional de Paella) en colaboración con el departamento de Relaciones Internacionales de la ciudad de Blois y la asociación jumelage Blois-Cáceres, se celebrará este sábado, 9 de junio, en la plaza de la República.

Pero no sólo participarán restaurantes y cocineros franceses. Son nueve los profesionales de diferentes países como Suiza, Italia, Bélgica, además de Francia han sido seleccionados para participar en la competición gastronómica.

Las paellas serán evaluadas por un jurado presidido por Étienne Huguet, profesora de cocina de la CFA de Blois y la jornada, organizada por el equipo conducido por José López-Cordon, gerente de La Paella Ibérica, y su compañera Nathalie Bertheau, embajadores de la paella en Francia, estará abierta también al público general que podrá probar in situ el plato más universal de los valencianos así como tapas típicas de la gastronomía española.